• Tren Transcantabrico clásico

  •   7 noches
  •   Circuitos
  • Salidas: Inicio en León: Mayo 6, 20 / Junio 17 / Julio 1 / Agosto 12 / Setiembre 9, 23 / Octubre 7, 21.-
desde U$S 4,099
por persona en base Doble

Un viaje cultural y gastronómico por la España Verde

Cada recorrido de El Transcantábrico Clásico combina la gastronomía a bordo con la de restaurantes de primera categoría. El placer del viaje también se basa en un cuidadoso equilibrio entre el desplazamiento en tren y la estancia y visita en las distintas etapas de la ruta. Mientras el tren permanezca en la estación, el viajero podrá optar entre la excursión programada, quedarse a bordo o salir por su cuenta a disfrutar de la localidad en que se encuentre. Desde León hasta Santiago de Compostela, pasando por Bilbao, Santander, Guijón, Covadonga y un sinfín de maravillosos pueblos que coronan el norte de España.

Incluye

7 Noches a bordo del tren Trancantábrico Clásico
Alojamiento en compartimiento Suite Standard
Todos los desayunos con platos a la carta y productos en buffet
Todas las cenas y comidas de la más selecta gastronomía, a bordo del tren o restaurantes de primera categoría (incluido vino, agua, refrescos y café)
Actividades a bordo: música y actuaciones en vivo, fiestas, coctelería, baile, etc.
Entradas a museos, monumentos y espectáculos
Autocar de lujo que acompaña al tren en todo el recorrido
Guía acompañante multilingüe durante todo el recorrido

Highlights

Vivir el Transcantábrico Clásico: redescubrí el placer del viaje. Magníficos paisajes, alta gastronomía, arte y cultura se suman en este viaje sin igual a bordo del más veterano de nuestros trenes turísticos de lujo. Un recorrido único sobre el caprichoso trazado de la vía métrica, que combina el norte de España y las tierras castellano leonesas.

Tips de Viaje

El Transcantábrico Clásico y El Transcantábrico Gran Lujo también disponen de conexión wifi en todos sus compartimentos, además de aéreas comunes del tren.
La tripulación de nuestros Trenes Turísticos de Lujo está formada por una selección de profesionales al servicio del viajero, preparados para ofrecer una atención exquisita y personalizada en varios idiomas.
Toda nuestra tripulación, en coordinación con el Jefe de Expedición, está a disposición del viajero las veinticuatro horas de cada día, garantizando el mismo nivel de alta calidad y el trato personalizado dentro y fuera del tren.
Durante siete noches y ocho días El Transcantábrico Clásico se convertirá en su salón, su transporte, su lugar de encuentro, su bar, su habitación: un hotel que se mueve y en el que cada día nos acostamos y amanecemos en un lugar diferente de la jornada anterior.
Para que el viajero pueda descansar cómodamente, el tren permanecerá parado en la estación durante la noche.
Tras la cena, disfrutaremos de una velada de ocio. Cada noche hay fiesta a bordo, con varias actuaciones en vivo a lo largo del viaje, que, dada la longitud del tren, no importunarán a los que prefieran retirarse más temprano a la intimidad de su suite